¿Es malo el sexo oral?

Dejemos que hable la Biblia: «El hombre debe cumplir su deber conyugal con su esposa, e igualmente la mujer con su esposo. La mujer ya no tiene derecho sobre su propio cuerpo, sino su esposo. Tampoco el hombre tiene derecho sobre su propio cuerpo, sino su esposa. No se nieguen el uno al otro, a no ser de común acuerdo, y sólo por un tiempo, para dedicarse a la oración. No tarden en volver a unirse nuevamente; de lo contrario, pueden caer en tentación de Satanás, por falta de dominio propio.» (1 Corintios 7.3-5)

Culturalmente en muchos ámbitos religiosos este tema ha sido tabú y se ha tildado a esta práctica de no natural. Pero lo cierto es que dentro del matrimonio el sexo oral en sentido simple es simplemente otra posibilidad de producirle placer a nuestro cónyuge utilizando las zonas sensibles que Dios puso en el cuerpo del otro. Según lo que nos dice el apóstol Pablo en estos versículos, si nuestro cuerpo es del otro, entonces el límite entre lo que es apropiado y lo que no lo pone justamente la otra persona. Si para uno de los miembros del matrimonio esto es ofensivo, o le da culpa, o le parece de mal gusto, entonces el otro, por amor, simplemente debe abstenerse y concentrarse en lo que sí le agrada a su pareja.

Ahora, por las dudas, debo decirte que fuera del matrimonio es parte de lo que la Biblia prohíbe. Conviene aclararlo porque en algunos grupos de jóvenes hoy se considera a esta práctica como algo previo a la relación sexual, y no como parte de ella. Eso es obviamente un error, porque los genitales son justamente parte de nuestra intimidad sexual, y si lo que Dios nos dice que cuidemos es la pureza sexual, entonces el sexo oral está fuera de los limites de lo que está permitido antes del matrimonio

 


« Volver a las preguntas frecuentes
Gracias Por Seguir nuestro trabajo Bendiciones : )