¿Es realmente malo consultar 

los horóscopos?

Las ganas de la gente de saber acerca del futuro no son un invento de nuestra era moderna. Existen desde los tiempos bíblicos, y a lo largo de la historia las personas han intentado adivinar el futuro de diferentes formas, como leer la palma de la mano, consultar a los muertos, usar la «bola de cristal», la «bola 8», tirar las cartas, consultar los astros (en esto se basan los horóscopos), leer de los restos de café en una taza, etc., etc., etc.

Estas cosas (que, si las analizas un poco, son bastante disparatadas) son todas igual de malas a los ojos de Dios. La Biblia nos dice claramente lo que Dios opina al respecto: «Nadie entre los tuyos deberá sacrificar a su hijo o hija en el fuego; ni practicar adivinación, brujería o hechicería; ni hacer conjuros, servir de médium espiritista o consultar a los muertos. Cualquiera que practique estas  costumbres se hará abominable al Señor …» (Deuteronomio 18.10-12a)

 

¿Agarras la onda? ¡Son tan malas para Dios que aparecen en la misma lista que sacrificar a los hijos …!

También en el Nuevo Testamento aparecen estas prácticas. Por ejemplo en Hechos 16.16-24, Pablo y Silas se encuentran con una joven que tenía un espíritu de adivinación. La Biblia nos relata que Pablo lo echó fuera en el nombre de Jesucristo, y en ese mismo momento el espíritu dejó a la joven. (También se nos cuenta que esto les trajo muchos problemas a Pablo y Silas, azotes y cárcel incluidos, ya que la joven era una esclava que ganaba mucho dinero para sus amos con «sus poderes». Lo cual te muestra que la adivinación era una práctica habitual, en esas épocas.)

Conozco muchos chicos cristianos que tal vez no creen en los horóscopos pero permanecen callados o sonrientes mientras su grupo de amigos comparte el pronóstico que le toca a cada uno según su signo, de acuerdo al horóscopo del diario matutino o de alguna revista. Alguien va preguntando uno por uno: «¿De qué signo eres?», y luego le lee «lo que le depara el destino» para ese día o ese mes … En lugar de eso,

¿por qué no aprovechas esta oportunidad para compartir tu fe con tus compañeros? Una frase que me gusta mucho de una vieja canción de Carman (parte de la prehistoria de la música cristiana contemporánea) es la que decía: «Si has nacido de nuevo, tú no necesitas andar mirando a las estrellas para buscar tus respuestas. Porque puedes mirar al mismísimo Dios que creó esas estrellas.»

Y una última palabra, por si es la ansiedad lo que te lleva a querer saber más sobre el futuro. Mira lo que dice la Biblia al respecto: «Depositen en (Dios) toda ansiedad, porque él cuida de ustedes.» (1 Pedro 5.7)

Depositar toda tu ansiedad en Dios … ¿No te basta con eso? ¿Qué te importa lo que traerá el futuro, si tienes la certeza de que Dios lo está preparando para ti con amor?

 


« Volver a las preguntas frecuentes
Gracias Por Seguir nuestro trabajo Bendiciones : )